Campo, Santa Brígida (2017)

Rehabilitación de vivienda en La Angostura, Gran Canaria

 

           

 

En este caso partimos de una geometría casi cuadrada en la que lo único a rescatar es el perímetro de la planta existente y 4 paredes de piedra con un espesor característico de la arquitectura canaria (60 cm). En base a lo que hay, buscamos plantear un espacio diáfano y fluido, donde la secuencia cocina-comedor-salón esté en permanente contacto visual con el jardín. El vidrio nos permite provocar este diálogo necesario en toda la vivienda entre Interior-Exterior. Los grandes ventanales aportan luz y ventilación, mientras que el espacio más oscuro lo utilizamos para ubicar la escalera.

 

Altillo y planta baja además se conectan a través de una doble altura, la cuál contribuye con mayor luminosidad y riqueza espacial en el  conjunto del proyecto. En la conexión con la vivienda antigua planteamos una pasarela ligera con acabado en policarbonato revestido por una piel de PVC troquelada. Ésta hace de filtro frente al sol, a la vez que arroja sombras vegetales. La pasarela se une a un corredor típico de nuestra arquitectura. En fachada descubrimos los sillares, generando un contraste entre las diferentes épocas de la vivienda. 

 

DSol estudio de arquitectura + arte en Las Palmas de Gran Canaria y Tenerife

Manteniendo los muros existentes